ENCUENTROS CON ESCRITORES

hipolitoEl día 26 de febrero tuvo lugar en nuestro Instituto un entretenido encuentro literario de los alumnos de 2º  BCH con un sorprendente narrador de cuentos: Hipólito G. Navarro. La actividad fue atractiva, divertida y aclaradora para nosotros. Podéis encontar una muestra de nuestras opiniones en las crónicas que hemos realizado y que van a continuación.

El pasado día 26 de Febrero  el escritor Hipólito G. Navarro dio una agradable, a la par que divertida ,charla a todos los alumnos de 2º BAC del I.E.S Ribera de Castilla en el Salón de Actos.

Escritor ganador de notables premios como puede ser el premio de novela Ateneo-ciudad de Valladolid en el año 2000 por su novela Las medusas de Niza.

Navarro demostró ser un hombre con carisma y mucho sentido del humor, sabiendo tratar con jóvenes y hacer ver  el relato breve como una forma de literatura amena, entretenida y en su caso hasta divertida.

Escritor que se considera a él mismo como "Un tipo un poco loco" y  advierte que quien termine de leer su libro "Puede acabar en un psiquiátrico" .

El biólogo interruptus confiesa que empezó a interesarse por el mundo de las letras y la escritura a la edad aproximada de diecisiete años cuando , viviendo una situación similar a la que nosotros vivimos , cuando un escritor fue a su instituto a dar una charla.

Aunque su única novela ha sido galardonada con varios premios su género preferido es el cuento, porque es un género que para él le permite hacer juegos con la literatura.

Según nos dijo Hipólito en tono irónico, nació en una época muy mala para un escritor ya que se considera que está "todo escrito" , se escribe siempre sobre los mismos temas. Piensa que la única opción que le queda es escribir lo mismo que todos solo que de manera distinta , como así nos demostró leyéndonos uno de sus cuentos , el cual es bastante curioso.

Un hombre que se toma la vida con humor y sabe reírse de ella confiesa que una de las cosas por las cuales es escritor es porque estaba "destinado" a ello, por una serie de acontecimientos que le ocurrieron , uno de ellos quemarse accidentalmente a la edad de una año con unas brasas y quedarse sin la movilidad de el dedo meñique de su mano derecha y tener quemaduras , Navarro nos dice en tono divertido que pertenece a los denominados "escritores mancos" ( Cervantes , Valle-Inclán…).

Basándose en los consejos que aquel escritor le dio , cuando el joven Hipólito le preguntó que tenía que hacer para ser escritor , éste nos les contó para que nos sirviesen también como consejo.

-   Esperar a que te crezca la barba y mientras tanto leer.

No debe de ser un mal consejo cuando ahora Hipólito G. Navarro tiene barba y ha llegado a ser escritor.

Hipólito nos anima a leer fuera de los programas de estudios , descubrir la literatura , encontrar algo que de un modo u otro nos "enganche".

Un cuento que a él le marcó y del que se basa una de sus obras, "Los Tigres Albinos",es "El Dinosaurio" de Augusto Monterroso , uno de los cuentos más cortos del mundo.

A partir de todo esto de donde proviene su afirmación " El escritor ,alguna vez, también puede tomar el pelo a sus lectores , no es malo".

Uno de los autores preferidos de este divertido y andaluz escritor es Julio Cortázar , con quien algunos ya le comparan.

Una de las cosas que le gusta más a Hipólito G. Navarro es poner títulos a sus obras, en ocasiones pone hasta subtítulos.

Sin lugar a dudas Hipólito G.Navarrro ha demostrado , saber llamar la atención de los jóvenes lectores , siendo un escritor abierto , gracioso , que consigue que termines la charla con ganas de leer uno de sus cuentos , sabiendo ejemplificar y haciendo la hora amena  combinando un lenguaje sencillo , coloquial con palabras "mal sonantes" pero sin llegar a lo obsceno.

IRENE HERNÁNDEZ MARTÍN    2º BAC HUMANIDADES Y CC.SS



Creció en la Sierra de Huelva en la que hay un refrán: "Él que tenga pocas tierras y quiera más tierras que escarbe que escarbe".

Él en el instituto escribía por obligación. Tras una charla de un escritor en su colegio decidió que quería ser un escritor de cuentos pero le aconsejaron que leyera hasta que le creciera la barba y eso hizo.

Leyó dos veces el Quijote, la primera a los catorce años y no le gustó nada y la segunda a los veinticinco y se enamoró de esta obra literaria.

El cuento es su género favorito ya que le permite abordar los mismos temas de siempre  pero de una manera diferente, desde una perspectiva insólita.

Compara su intención literaria como que es el tercer manco importante después de Cervantes y Valle-Inclán.

Se siente muy identificado con Augusto Monterroso (Premio Principe de Aturias de literatura) que escribió el Cuento del Dinosaurio (Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí). Fue famosísimo por ser el cuento más corto (siete palabras)

Hipólito escribió Tigres Albinos, el Cuento Menguante, tiene siete palabras pero no tiene la coma, también escribió el Dinosaurio: (El dinosaurio estaba ya hasta las narices).

Menciona a Julio Cortázar por sus cuentos porque le gusta mucho sobre todo Instrucciones para subir una escalera, explica que como toda su vida había podido subir una escalera sin esas instrucciones.

En sus cuentos le gusta mucho jugar con las estructuras y con los títulos. Le encanta poner títulos. Muchas veces pone subtítulos, nos cuenta que le encantaría escribir un libro sólo de títulos pero no le "dejan" a causa de esto además de poner los títulos a sus cuentos muchas veces añade subtítulos.

Pone un ejemplo de un cuento que, a su vez, está compuesto por varios relatos más breves, y así tiene la oportunidad de poner más títulos nos cuenta bromeando. A través de estos cuentos quiere hablar de las mismas historias de siempre pero de distinta manera a través de bromas, lo que consigue con esto esque tengamos una lectura divertida y a la vez entretenida.

 

Clara Díez San José.    2ºBACH. HUM.


 

Hipólito G. Navarro y sus historias


"Pero coño, ¿un pez volador?[...]" Este fragmento del primer cuento que escribió Hipólito G. Navarro, según confiesa, resulta la metáfora perfecta de toda su narrativa breve.

Este escritor, durante su visita el I.E.S Ribera de Castilla, derribó cualquiera que fueran  los prejuicios que los alumnos podíamos tener ante un escritor actual: ¿Serio? ¿Aburrido? ¿Que escribe cuentos que no podrían llamar la atención de un adolescente? Bien, pues estábamos equivocados, Hipólito G. Navarro consiguió mantener a todos los alumnos de bachillerato de este centro atentos a lo que decía y siempre con una nota de humor en el ambiente (algo bastante difícil de conseguir en estos tiempos).

Lo primero que dijo Hipólito fue que su escritora no quiere regirse por una estética correcta y convencional, busca reescribir argumentos tradicionales bajo "otra perspectiva". Y es que la ironía da para mucho...desde los primeros momentos, gracias a ella, despertó de pleno un interés: "mancomunidad de escritores, perspectivas distintas" y símiles con autores clásicos fueron una introducción perfecta.

Confiesa que le gusta escribir cuentos porque es un género literario que le permite más juegos con la literatura. Bien es cierto que literatura se ha escrito mucha a lo largo de la historia, y por tanto los temas son pocos: amor, celos,poder...y la solución que él ve al problema es escribir lo mismo pero de otra manera. La hora que pasamos con este autor no dejó de ser una incesante lluvia de chistes y símiles graciosos, uno de ellos fue cuando habló de las señales que le llegaron para ser escritor y, tras una buena sesión de carcajadas, confesó que cuando él era joven otro autor le dijo que lo que tenía que hacer para llegar a ser escritor era "esperar a que le creciera la barba" y leer.

Los libros del programa de lectura de los institutos nos alejan de la lectura porque no son los textos más recomendables para esas edades, pero ahí están y hay que leerlos, pero afirma que "la literatura no es sólo lo que se da en las aulas, sino muchas más cosas".

Por ejemplo, quiso nombrar el cuento más corto del mundo: Cuento del dinosaurio de Augusto Monterroso. "Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí". Es gracioso ver que está formado por siete palabras y una coma; a lo que él quiso contestar con otro cuento al que puso por título: El dinosaurio: "El dinosaurio estaba ya hasta las narices" y así conseguía un nuevo cuento, de siete palabras ¡Y sin coma!.

Leyó algunos de sus cuentos, en especial un cuento formado por dieciocho pequeños cuentos.."y así  ya son 38 títulos y subtítulos, ya que en España no te dejan publicar un libro sólo de títulos y a mí, pues es lo que más me gusta; ¡y se lo colé al editor!"

Confiesa que le gustan otros autores como Julio Cortázar, y dice que "se puede escribir un cuento de lo que se quiera, […] pero siempre hay que tener en cuenta que el abuso de juegos formales se puede acabar aburriendo […] El juego con las estructuras y los títulos y  la posibilidad de tener varios finales permite al lector elegir.

Y con esto se acabó el encuentro con Hipólito G. Navarro, muchas gracias por la visita y el buen rato que nos hizo pasar a todo.


Sandra Pérez     2º BCH CCSS


 

HIPÓLITO G. NAVARRO en nuestro Instituto


"Lo mas normal sería traer a una persona seria y no a un tipo loco que escribe cuentos" fue la frase introductoria a su discurso,  ya que cuenta de manera anecdótica que así le ocurrió a el, debido a una visita de un cuentista en su época de estudiante decidió cambiar de futuro biólogo a cuentista.

Destaca su ironía a lo largo de todo el discurso, ya que al hacer referencia a sus defectos físicos en la visión aporta un dato positivo que es que puede ver las historias desde diferentes puntos de vista, también al hacer referencia a sus discapacidades en las manos ya que de pequeño se quemó diciendo que pertenece a la comunidad de mancomunados de la literatura como predecesores tales como  Valle Inclán o Cervantes.

Opina que los libros que obligatoriamente se deben leer en el instituto no son lo mas atractivos, sin embargo "el cuento contemporáneo es muy interesante y son pequeños y fáciles de leer y se pierde poco tiempo" debido a esta frase lee un cuento de Augusto Monterroso, el Dinosaurio:

"Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí"

Provocando risas entre los asistentes a la charla.

En Los tigres albinos hace referencia a este autor debido a que el último cuento que aparece es el siguiente:

El dinosaurio:

"el dinosaurio estaba ya hasta las narices"

Los cuentos humorísticos te hacen llegar a la literatura a través del humor.

Dice que el autor que más le influencio es Julio Cortázar, debido a que cuenta cosas cotidianas con otros puntos de vista como por ejemplo en instrucciones para subir una escalera.

Afirmó  "me gusta escribir cuentos por los títulos, es lo que mas me gusta" y nos leyó un relato para concluir la entrevista titulado "a buen entendedor…" el cual esta constituido por 18 relatos muy cortos, los cuales forman una historia en la cual un hombre se enamora de la chica de la tienda de revelados pero no se atreve a decirla nada, así que llama a la sección de contactos y al quedar con ella se encuentra con la chica de la tienda de revelados.


Sandra Medina      2º BCH CCSS.


El viernes 26 de Febrero vino a nuestro instituto el escritor onubense Hipólito G. Navarro, con el que compartimos una hora, en la que nos explico su vida y su obra literaria. Fue una hora muy entretenida ya que es muy simpático y gracioso. Es un hombre muy peculiar sobre todo en el aspecto psicológico y se declara “algo loco” y no tiene el más mínimo pudor en mofarse de su físico.

Empezó a mostrar interés en la literatura cuando en su instituto también llevaron a un escritor  un poco loco que le despertó la curiosidad y esto le llevó a querer ser escritor. Su obra literaria se basa en los cuentos o relatos cortos, con los que dice que cuenta lo mismo que otros autores con sus novelas pero de forma distinta, y también es autor de una novela: Las medusas de Niza, reconocida con los premios de Novela Ateneo-Ciudad de Valladolid y el de Crítica Andaluza.

Sus relatos se caracterizan por abordar lo cotidiano desde una perspectiva inusual, diferente: “las mismas cosas, pero vistas desde el ángulo más raro posible, desde distintos puntos de vista”, según sus propias palabras. El humor es también un elemento esencial de su concepción de la literatura.

Para terminar nos leyó algunos de sus relatos cortos, con los que nos lo pasamos realmente bien porque están totalmente impregnados de su gran humor.

Alberto Herrero Moretón. 2º BACH. TECNO. B